SUSCRIBASE
Reciba mensualmente
“Temas de Planificación”
(por email, sin cargo)


BIBLIOTECA DE TEMAS -
categorías


Temas de Planificación nº 106
Autor: Dr. (CPN) Fernando Weimberg
Dr. (CPN) Fernando Weimberg Graduado en Ciencias Económicas y Master en Dirección de Pequeñas y Medianas Empresas. Es especialista en Business Coaching, Consultor Socio en Planificación Patrimonial, Sucesoria y Financiera en CAPS Empresa & Familia Consultores y miembro del Instituto de Planificación Financiera de dicha entidad.
Argentina, Tierra de Profecías Autocumplidas
Se cuenta que, en una tribu, a la muerte del cacique fue sucedido por su hijo, quien había estudiado en una prestigiosa universidad. Deseoso de hacer un bien a su pueblo y diferenciarse del estilo instintivo e improvisado de su padre, cuando llegó el otoño decidió determinar, con la mayor exactitud posible, cuánta leña y provisiones deberían acumular para el invierno.
La idea era recabar información, y aplicarla con un sentido de cuidado del medio ambiente, evitando una acumulación innecesaria.
Para contar con los datos adecuados, llamó -desde su celular, y sin darse a conocer- al Servicio Meteorológico, que le informó que el invierno sería moderadamente frío pero, para una información más exacta, debería llamar un mes después. Entonces, ordenó ir juntando leña con tiempo (cosa que habitualmente su padre no hacía) y, al mes, volvió a llamar. En ese momento, le dijeron que se esperaba un invierno frío, lo que llevó al joven cacique a ordenar una acumulación aun mayor. Veinte días después, y dado que el tiempo seguía siendo benigno, el cacique empezó a desconfiar. Volvió a llamar al Servicio Meteorológico, y en ese momento le informaron que se esperaba uno de los inviernos más crudos de la historia.

El cacique decidió ir a fondo en su averiguación. -¿Me pueden informar qué método usan para pronosticar?

-"Y… nosotros, para pronosticar, siempre nos basamos en lo que hacen los indios, y este año están acumulando leña a lo loco…”

Cada vez que escucho a tres o más clientes, que no se conocen entre sí, que no comparten la misma ideología, que son de zonas geográficas diferentes y que se dedican a rubros distintos, opinando de la misma manera respecto de la economía, me acuerdo del joven cacique y del Servicio Meteorológico.

En este momento, en que se advierte un enfriamiento de la economía, es muy importante comprender cuáles son los límites de esta situación.

Lamentablemente, algunos hablan de “recesión” cuando, en realidad, lo que está planteado es que la economía crezca menos, o sea, que no siga batiendo records históricos como lo hizo en los últimos años.

¿Cuáles son las causas de este enfriamiento?
Hemos consultado a la economista Noemí Brenta, autora, junto a Mario Rapoport, de “Las Grandes Crisis del Capitalismo Contemporáneo” (editorial Capital Intelectual, 2011).

Ella resume las grandes líneas de la situación actual de la siguiente manera:

Las empresas de consumo masivo están muy concentradas (monopolios, oligopolios) y responden a la mayor demanda aumentando los precios.
El 60% de las grandes empresas son trasnacionales y sus estrategias se deciden en sus sedes centrales. En este momento de crisis en los países desarrollados, están tratando de repatriar utilidades en grandes volúmenes.
Las grandes empresas están tratando de concentrar la producción en Estados Unidos y Europa, para exportar desde allí al resto del mundo, en un proceso de reversión de la deslocalización industrial, que caracterizó los últimos veinte años.
Hay fuertes presiones, desde los países centrales, para que la Argentina deje apreciar el peso (esto es, para que se mantenga una política de dólar barato) y para importar más.
Frente a esas presiones, el Gobierno improvisa una respuesta, a través del control “artesanal” del comercio exterior.

Así las cosas, nos encontramos frente a un freno al crecimiento, que afecta a los distintos sectores de la economía de una manera totalmente diferente.

Cada sector y cada agente económico debe tener, en estos momentos de cambio de expectativas, la necesaria tranquilidad para evaluar cuál es el impacto que esta nueva situación le puede generar pero, también, cuáles son las oportunidades que se plantean.

Sin duda, la peor respuesta es la parálisis, o las reacciones desmesuradas (como suspender personal preventivamente o interrumpir los programas de desarrollo en caso de que ello no se justifique).

En la historia argentina se han vivido situaciones muy graves (hiperinflaciones, hiper-recesión, devaluaciones monstruosas), que todavía tienen poder de fuego, por su permanencia en la memoria colectiva.

Lamentablemente, todavía no se ha hecho una evaluación retrospectiva, que nos permita entender, como sociedad, qué ocurrió en cada caso, cuál fue la conducta de los protagonistas de esas historias, y qué debemos hacer para que no vuelvan a ocurrir.

Entonces, mientras esperamos que llegue el momento de revisar nuestras crisis históricas, para conocerlas mejor, seamos cautelosos en nuestros pronósticos, y evitemos realimentar expectativas desfavorables, como ocurrió entre el joven cacique y el Servicio Meteorológico.

CAPS Consultores: caps.com.ar- Director Leonardo Glikin
CAPS Empresa & Familia Consultores: caps-empresas.com.ar Protocolo Familiar CAPS Heredantes Consultores: caps-heredantes.com.ar CAPS Exiting Consultores - dejar la pyme: exiting.com.ar CAPS Parejas Consultores: caps-parejas.com.ar
 
Buenos Aires, República Argentina - Tel.: (54 11) 4371-3232 - comunicaciones@caps.com.ar